La revolución digital es ahora y afecta, en gran medida, el modo de hacer negocios y definir estrategias. Es un hecho que las empresas que no se adapten a este escenario desaparecerán del mercado. ¿El foco?  La automatización para otorgar eficiencia.

Hay una búsqueda actual por mejorar la inteligencia humana a través de la tecnología en un formato disruptivo y colaborativo. ¿Su nombre? Inteligencia artificial.  Y es probable que muchos piensen que se trata de ciencia ficción o que está al alcance solamente de grandes empresas y corporaciones multinacionales, lo que es un error.

Y es cierto que la inversión necesaria no siempre está al alcance de todos, pero también es verdad que la tecnología avanza y que cada paso supone una reducción drástica del precio que hay que pagar por ella. Desde ahí: “Las pequeñas y medianas empresas también pueden obtener grandes oportunidades de diferenciación, ganar competitividad y conseguir que su estrategia se convierta en digital al 100%”, declara Michelle Senna, Gerente de marketing digital de Circle.

En cifras

A nivel mundial hay cerca de 7.000 compañías que utilizan inteligencia artificial de forma activa y han logrado digitalizarse por completo. Además, se estima que en el 2022 habrá casi un millón de empresas con inteligencia artificial implantada.

Es una realidad que cuando nos referimos a estas tecnologías muchos la asocien a robots. De hecho algunas estimaciones apuntan a que en 2140 los robots reemplazarán totalmente a las personas. “Sin embargo olvidan lo más importante a nivel de aplicación de inteligencia artificial, que son los algoritmos de automatización, que representan el presente y el futuro de la digitalización”, añade Michelle Senna.

¿Qué puede hacer la inteligencia artificial?

Al hablar de inteligencia artificial se debe comprender que: “Al nivel más básico, se trata de la capacidad de una máquina de analizar datos y de llevar a cabo acciones que permitan realizar la tarea asignada con máxima eficiencia. Además, puede aprender de los resultados para mejorar sus procesos de análisis”, explica la Gerente de marketing digital de Circle.

A continuación te detallamos algunas tareas basadas en la inteligencia artificial, que son fundamentales para la transformación digital:

1.- Chatbots para atender a clientes

Existen muy básicos, con un nivel de interacción y respuestas muy limitados, pero también hay sistemas muy complejos, capaces de analizar, además del texto, todo tipo de datos sobre comportamiento, ubicación e historial de navegación, lo que les permite otorgar respuestas personalizadas.

2.-Asistencia virtual

Los más conocidos son Siri (IOs), Alexa (Amazon) o Cortana (Microsoft). La base de estos desarrollos está orientada a soluciones empresariales que hagan el día a día en la empresa mucho más amable.

3.-Comunicación y estrategia de marketing guiada por algoritmos y datos

La inteligencia artificial orientada a aplicaciones de marketing puede mejorar la conversión, tanto en cantidad como en calidad de ventas o atraer clientes potenciales en función de intereses y comportamientos.

4.-Herramientas de control de equipos

La inteligencia artificial tendrá un enorme impacto en el apartado de recursos humanos, no solo en la gestión de los mismos, sino en otros apartados como en la formación, la selección de personal o las evaluaciones de productividad.